Las huellas dejadas por los caídos

0

Son más de 100 venezolanos los que han muerto en los 3 meses de protestas en Venezuela. Ciudadanos, la mayoría menores de 30 años, con sueños y esperanzas que quedaron varados en las calles del país que los vio nacer, crecer y morir. A pesar de haber ganado notoriedad con su muerte dejan vívidos recuerdos de sus logros

Julio Alcalá                                                                                                                                        @Julioaar16

Juan Pernalete, Jairo Ortiz, Daniel Queliz, Carlos Moreno, Paul Moreno, son algunos de los nombres que se escuchan en los gritos de justicia en las manifestaciones contra el gobierno de Nicolás Maduro, honrando a aquellos que perdieron la vida en el contexto de las protestas.

Pero ¿quiénes eran estos jóvenes asesinados a manos de funcionarios de seguridad o grupos armados? Más allá de ser estudiantes o jóvenes profesionales, cada una de estas víctimas dejó huellas pese a que apenas comenzaban con sus vidas. Aquí recordaremos algunas de ellas:

Jairo Ortiz

El poeta de 19 años de edad conmovía en las redes sociales con sus escritos. Fue la primera víctima de las protestas, murió durante una manifestación en el sector Montaña Alta, en Carrizal, estado Miranda, al recibir un disparo en el pecho de manos de Rohen Luis Matas Rojas, funcionario de la Policía Nacional Bolivariana, quien fue detenido luego del crimen contra el estudiante de ingeniería de la Universidad Nacional Experimental Politécnica (Unexpo).

A través de imágenes, poemas y reflexiones, Jairo dejaba en evidencia su amor por el arte.
“Si estás a lo lejos mándame un suspiro de ti, ya que los suspiros son lagrimas de amor que hablan por sí solas”, reza uno de sus poemas.

❤️ #love #amor #girlfriend

A post shared by Jairo Ortiz ⚓️ (@jairo_ortizj) on


Para sus allegados, esta víctima era una persona que buscaba exponer sus pensamientos e ideales a través de un medio artístico, capaz de hacer que más de un lector se conmoviera.
Tras su muerte, la cuenta de Instagram @Jairo_ortizj se llenó de palabras de aliento, amor y respeto hacia el poeta venezolano.

Gruseny Calderón

Bastaron solo 32 años de su vida para que Gruseny Calderón, el joven de rizos dorados apasionado por los deportes y fiel creyente en Dios, dejara una marca en sus amigos y familiares.

Gruseny fue asesinado de un tiro a quemarropa en las protestas del 11 de abril en Barquisimeto. Le apasionaba ser un defensor de su país, intentando dejarlo en alto cada vez que podía. Formaba parte de la Selección Nacional de Waterpolo y el equipo Juvines; también demostraba talento para el triatlón, tekondo y karate. Pero también dedicaba parte de su tiempo a ser la mascota de la Universidad Centroccidental Lisandro Alvarado (UCLA).

Entrenaba baloncesto en el Club Ítalo Venezolano, jugaba en el equipo Necesitados del el Club Torres, donde también entrenó en ese deporte a las niñas más pequeñas.


Su innegable belleza le abrió las puertas del mundo del modelaje, permitiéndole desempeñarse como modelo profesional y ganando reconocimientos en el Míster Team Turismo Lara y con participación en eventos artísticos.

Siempre fue un enamorado, según su hermana, y se la pasaba citando una frase que nunca supo de dónde sacó: “No le pidas a Dios una buena mujer si no le has demostrado a él que eres un hombre”.

Armando Cañizales

Las sinfonías tocadas por Armando Cañizales quedaron en los recuerdos de quienes lo conocieron. El 3 de mayo luchó hasta el último minuto por no ser alcanzado por una esfera metálica cromada de 8 milímetros, pero finalmente la bola destinada al joven logró alcanzarlo, causándole la muerte en Las Mercedes, Caracas.

Su muerte ha sido una de las más homenajeadas. La Orquesta José Francisco del Castillo, agrupación de la que Cañizales formaba parte, tocaron sus instrumentos para rendir tributo a su compañero caído. Sus melodías inundaron cada rincón del Cementerio del Este, a donde asistieron tanto conocidos como extraños que se conmovieron con la muerte del músico.

Ángel Enrique Moreira

El atleta de 28 años de edad fue atropellado por un vehículo en Prados del Este, en las manifestaciones del 2 de mayo cuando iba a bordo de una motocicleta. Moreira era un nadador de aguas abiertas y había sido el representante del estado Miranda e incluso de Venezuela en competencias internacionales, entre ellas, los Juegos Bolivarianos de Playa, en Lima, y en el Aguas Abiertas en Argentina.

Los principales organismos deportivos del país, entre ellos el Comité Olímpico Venezolano (COV), lamentaron públicamente la muerte del atleta venezolano. “Quien en vida fuese una gran persona, hijo, hermano, padre, amigo y atleta. Enviamos nuestras más sinceras palabras de condolencia a sus familiares”.

Ángel Enrique Moreira, a la izquierda, celebra triunfo en aguas abiertas Lima 2012

Miguel Castillo

Miguel Castillo, comunicador social de 27 años de edad, asesinado en las protestas de Las Mercedes el 10 de mayo la represión de la Guardia Nacional Bolivariana, soñaba con ser periodista deportivo y pese a la situación del país, no quería irse de Venezuela.

Estudió su bachillerato en el Colegio San Ignacio de Loyola. Sus maestros lo describieron como un chico con talento para la educación física, e incluso formó parte del Loyola BBC.

La despedida de Miguel fue digna de un héroe. Los presenten cargaban flores, rosarios, pancartas, fotos y banderas de Venezuela, reunidos en el colegio donde alguna vez estudió. Pero no era el Colegio San Ignacio de Loyola la única institución que se encontraba de duelo, sino también la Universidad Santa María (USM), de donde la víctima se había graduado hace dos meses.

Paul Moreno

El activista y socorrista de 24 de años de edad, estudiante de enfermería en la Universidad del Zulia, murió arrollado en una protesta opositora. Era mucho más que un ser solidario dispuesto a ayudar a los demás.
Su amor por la naturaleza lo llevó a formar parte del grupo Scouts de Venezuela, ayudando a la comunidad que lo rodeaba. En el quinto año de estudios de enfermería se unió a Primeros Auxilios LUZ, una iniciativa de los estudiantes para socorrer a quienes asisten a las manifestaciones. Se hizo conocido en la opinión pública por una foto en la que socorría en brazos a un niño asfixiado por los gases lacrimógenos.

Neomar Lander

El joven de 17 años de edad ha sido uno de los más fotografiados en las protestas. Neomar formaba parte de un grupo de recreadores y tenía su futuro planificado. No estaba estudiando porque tenía previsto irse del país. Sin embargo, luchaba en las manifestaciones porque, en el fondo, no quería tomar un avión y abandonar Venezuela.

Los reporteros se referían a Lander como el muchacho valiente y perseverante de la calle, porque era capaz de dejar cuerpo y alma en el asfalto, peleando por la libertad. Una de las pancartas que levantó se convirtió en uno de los tantos himnos que se escuchan en las marchas: “A mí me ordena la razón, a ti te ordena el coronel. Si mi lucha es de cartón, la tuya es de papel”.

Las cámaras de los fotoperiodistas lo capturaron varias veces, convirtiéndolo en una imagen emblemática de las protestas. Su frase “La lucha de pocos vale por el futuro de muchos” quedó catapultada en el colectivo y es repetida como un mantra por el grupo de la Resistencia. Al final de este video en Instagram aparece Neomar explicando las razones por las que lucha.

Juan Pernalete

Hay un nombre que persiste en la mente de los venezolanos que adversan el gobierno, ese es el de Juan Pernalete. El joven muerto el 26 de abril tras el impacto de una bomba lacrimógena en el pecho disparada por la GNB. Uno de los casos más controversiales durante los más de 100 días de protestas.

Este era un joven de tan solo 20 años de edad que se entrenaba arduamente para convertirse en un jugador profesional de la NBA. Entrenaba en el campus de Unimet, donde también estudiaba. Por las tardes, junto a sus amigos, jugaba baloncesto en cualquier barrio de Caracas, y fue en esos momentos que se percató de la pobreza en la que viven muchos venezolanos. Eso lo motivó a hacer actividades a favor de otros. Ayudaba con comida a la gente en la calle, en una ocasión recogió todos los mangos del patio de su casa, los colocó en una bolsa y los dejó en una esquina para que aquella persona que se la encontrara tuviese algo que comer.

“Unas veces se gana, otras se pierde, pero esta vez no estoy dispuesto a perder. Te amo, Venezuela”, escribió Juan Pablo Pernalete en uno de sus últimos tweets.

Pernalete también se conmovía por la presencia cada vez mayor de perros abandonados en las calles. Recogió a varios que se llevó para su casa donde los cuidaba con la anuencia de sus padres.
Este estudiante además era youtuber con su canal “No es asunto tuyo”, a través del cual buscaba crear contenido para hacer reír a la gente.

Fabián Urbina

Este joven de 17 años de edad era un escritor motivacional. Fue asesinado el 19 de junio durante la jornada de protestas en Altamira, en un hecho que quedó grabado en videos cuando un grupo de manifestantes logró que el contingente represor retrocediera.

Fabián Urbina era estudiante de tercer semestre de Mercadeo y Publicidad en del Instituto Universitario de Tecnología Antonio Ricaurte en Turmero, Aragua. Sus enseñanzas de vida quedaron plasmadas en su blog personal, Continual Mind: donde la mente se inspira, sitio visitado por aquellos que querían conocer a un joven apasionado por la filosofía y la escritura, que encontraba el internet como ese lugar perfecto para expresarse.

“Para mí es muy natural sentirnos mal por lo que personalmente nos afecta, es natural sentirnos menos cuando notamos que quizás no cumplimos con las expectativas que tenemos de nosotros mismos, pero, ¿realmente somos culpables de algo?”, escribió en un post de entrada, donde dice que está bien equivocarse, sentirse culpable, pero que eso no debía afectarnos gravemente.

Vistas: 324
Share.

Comentarios

Comments are closed.